George Razvan Lupu/Josué Mamani Rojas Cuando hablamos de viajar en el tiempo, pensamos en un acto imposible actualmente, sobre el que existen diferentes teorías relacionadas con su posible y futura realización. Pero hay otras maneras de viajar en el tiempo, no en un sentido estricto, pero sí introduciendo en una caja objetos de hoy y enterrarla o guardarla en algún lugar, para después de un determinado tiempo abrirla y recordar el presente de hoy. Pues es la idea que se le ocurrió a los habitantes de Arenas de Cabrales, con ocasión del centenario de la creación del Ateneo, en el verano de 2016.

Arenas de Cabrales-Plaza del Castañeu-17/sep/2016

Autora: Andrea Inguanzo

Arenas de Cabrales-Ateneo

Autor: Guillermo F. Buergo

El proyecto, que recibió el nombre “Amistad y Progreso”, quería que el pueblo conociese su historia en el futuro. La cápsula fue enterrada al lado de la infraestructura de la biblioteca de Arenas de Cabrales, con el fin de que sea abierta dentro de 50 años. Como un anticipo de esta “apertura”, la gente de Arenas dedicó la conmemoración de la fundación del Ateneo a contemplar antigüedades y publicaciones de la época, algunas de las cuales se introdujeron en la cápsula junto de otros objetos, como libros y cuadros, para su revisión en el futuro. Una imagen representativa del pueblo de Arenas y del proyecto sería hecha en la Plaza del Castañeu, donde diversas familias y el grupo del Corri-corri, posaron para la posteridad.